¿Es un franquiciado un empresario más?

13 mayo 2022

La franquicia es una estrategia empresarial de éxito, pero no por ello menos exigente. Entonces, ¿qué distingue a un franquiciado de un creador de empresas o de una adquisición de empresas? ¿Qué, por el contrario, los une? Para averiguarlo, fuimos a reunirnos con empresarios que han lanzado una franquicia y que están convencidos de su elección.


Antes de convertirse en franquiciado, Sébastien Mongellaz, actual gerente de una tienda Moulin Roty en Lyon*, tenía su propio negocio. Así que firmó su adhesión al sistema de franquicias con pleno conocimiento de causa. “Cuando trabajaba por cuenta propia, tenía que ocuparme de muchas gestiones, al tiempo que sufría soledad y aislamiento. “

Así que a veces es el apetito por los negocios y el espíritu empresarial, seguido de la desilusión con la realidad de la vida como empresario , lo que empuja a los futuros franquiciados hacia este sistema más colaborativo y tranquilizador.

Abrir una franquicia: las particularidades del estatuto del franquiciado

Sin embargo, el franquiciado sigue siendo un comerciante independiente. Como tales, son propietarios de su empresa y tienen un estatuto jurídico (SA, EURL, microempresa, etc.). Sébastien confirma: “Tenemos los mismos trámites administrativos que un autónomo, además de un contrato de franquicia.

Adrien Guillaume, franquiciado de Rhône-Alpes para las tiendas Muy Mucho de Lyon y Annecy**, añade: “El riesgo lo asume el franquiciado, como en toda nueva aventura empresarial. La búsqueda de financiación, la creación de un equipo unido en torno a un nuevo proyecto, la captación de nuevos clientes…”.

¿Son los franquiciados como los demás empresarios, sólo que menos aislados? No es tan sencillo. Ambos están de acuerdo en que su situación es única.

Iniciar un negocio como franquicia: los requisitos del estatuto

Al igual que un empresario individual, el propietario de un negocio franquiciado tendrá que atraer clientes… respetando el marco que se le imponga.

Sébastien explica: “Ya tenía el local en el barrio de Croix-Rousse. Teníamos que encontrar un negocio que respondiera a las expectativas de este barrio familiar, destacando al mismo tiempo de las tiendas de los alrededores. Me convenció Moulin Roty porque es un negocio familiar fiable, bonito y con una gran reputación”. Para él, conocer a la marca de juguetes y decoración infantil, que llevaba tiempo queriendo instalarse en Lyon, fue una elección obvia… Y acertada.

Pero convertirse en franquiciado es una responsabilidad. Como embajador de la marca, tienes que respetar el concepto y representarlo. También tienes que ser totalmente transparente con el franquiciador: cifras de ventas, niveles de existencias, ventas… todo se examina con lupa… Por último, convertirse en franquiciado también implica un compromiso financiero. A menudo se exige una cuota de entrada para unirse a la red de un minorista, y el minorista suele cobrar una cuota, basada en las ventas, por ejemplo.

Convertirse en franquiciado: las ventajas del estatuto

“Unirme a una red de franquicias me ha permitido independizarme al tiempo que contaba con el apoyo de un grupo para las compras y la logística. Así como el apoyo de una marca en términos de conocimiento de marca, fidelización de clientes y desarrollo de herramientas de marketing”, explica Adrien.

La franquicia nos permite centrarnos en la esencia misma de nuestro negocio: acoger y asesorar a nuestros clientes, así como controlar a los equipos en el punto de venta”, explica. Lo mismo le ocurre a Sébastien, que se siente autónomo pero respaldado: “Tengo el control, al tiempo que me beneficio del apoyo de la marca. En este momento, estoy contratando a un empleado y puedo obtener ayuda del Director de Recursos Humanos de Moulin Roty si lo deseo.

Y aquí es donde radica la principal diferencia entre un empresario en solitario y un empresario franquiciado. Mientras que la aventura empresarial es generalmente un viaje personal en el que a veces nos sentimos aislados, el sistema de franquicia implica una noción colectiva. Sébastien incluso se sintió “acogido en una familia”, asistiendo regularmente a seminarios y charlando con otros franquiciados en un grupo de WhatsApp. Y concluye con una sonrisa: “Por nada del mundo volvería a montar un negocio por mi cuenta.

* 47 Gd Rue de la Croix-Rousse, 69004 Lyon
** CC la Part-Dieu, 17 Rue du Docteur Bouchut 69431 Lyon Cedex 03 y CC Grand Epagny, Rue du Commerce,
74330 Epagny Metz-Tessy

Bloc-PP-Aide

En savoir plus ?

Besoin de conseils sur votre projet ? Nos experts sont à votre disposition gratuitement.
Contactez-nous

Découvrez la newsletter 100% franchise

Je m'abonne à la newsletter
cross